Oigo, pero no veo; veo, pero no oigo

A todos nos ha pasado alguna vez que, cuando vamos a ver un vídeo que hemos descargado de Internet, tenemos problemas para ver la imagen o escuchar el audio.

Este problema es muy común cuando se ven vídeos antiguos o con Windows recién instalado. Vamos a ver cómo solucionar este problema y poder disfrutar de los vídeos con todos nuestros sentidos. ¿Por qué pasa esto?

Simplificando, cada vídeo utiliza un formato para comprimir su imagen y sonido. Si no dispones de alguno de los códecs utilizados, ese apartado no se te reproducirá. Es decir,  podrás ver el vídeo pero no oírlo, oírlo pero no verlo, o ninguno de los anteriores.

Solución 1: Utilizar otro reproductor

Algunos reproductores, como VLC Media Player y Gom Player, incorporan sus propios paquetes de códecs con los cuales pueden reproducir con éxito una buena parte de los formatos existentes. Otros, como AlShow, detectan el códec que te falta y te facilitan un acceso rápido para su descarga.

En cualquier caso, si quieres seguir utilizando otro reproductor que no cuente con estas funciones, necesitarás de una solución más compleja, como las siguientes.

Solución 2: Detectar e instalar el códec que falta

Si acabas de instalar Windows, lo más probable es que con instalar DivX o XviD tengas más que suficiente, ya que son los códecs más utilizados en la actualidad.

Pero hay veces en las que un vídeo utiliza un códec específico y poco común… ¿Cómo puedes saber cuál es?

Algunos reproductores te avisan de que algo ha ido mal al intentar ver un vídeo, pero la información que muestran no siempre es de fácil lectura. Por ejemplo, esto es lo que pasa cuando te falta un códec en Media Player Classic.

Aunque algo camuflado, todavía se puede distinguir que es DivX 3 lo que necesitamos. Esta vez hemos tenido suerte al identificar el códec, pero no siempre será así.

Afortunadamente, existen una serie de programas especializados en analizar archivos multimedia. Uno de ellos es MediaInfo, que muestra de forma bastante más clara qué códecs se están usando e incluso incorpora un enlace a la página web donde puedes conseguirlos.

Una utilidad similar es VideoInspector. La principal diferencia con el programa anterior radica en que VideoInspector te muestra si tu PC está preparado para reproducir un vídeo y además te permite cambiar el código FourCC (veremos más adelante la utilidad de esto).

Por lo demás, incluye también un enlace en el que también puedes consultar, con menor o mayor acierto, información sobre el códec en cuestión e ir a la página de descarga.

Solución 3: Instalar un paquete de códecs

Esta solución es la preferida por la mayoría de las personas ya que instalar un paquete de códecs supone quitarse de encima muchos problemas. Si bien hace un tiempo instalar estas recopilaciones era una opción algo arriesgada, hoy en día gozan de gran estabilidad y están preparadas para evitar incompatibilidades y problemas.

Existe un paquete adaptado para cada persona. Los más conocidos son los K-Lite Codec Pack, que se sirven en versión Mega, Full, Corporate, Standard y Basic, según el número de códecs incluidos. Si tienes algún problema con K-Lite, dispones de una buena variedad de alternativas como XP Codec Pack, Combined Community Codec Pack y muchos más.

Apéndice: ¿Qué es el FourCC y por qué cambiarlo?

El FourCC de un vídeo es una cadena de cuatro caracteres incluida en el mismo con la que se identifica el códec utilizado.

En algunos casos muy concretos se puede dar que sí que tengamos el códec instalado pero determinado programa no sepa cómo trabajar con un FourCC. Un ejemplo muy claro ocurre en el programa de edición Sony Vegas.

Este programa es incapaz de trabajar con vídeos comprimidos en XviD, por lo que si importas un vídeo con este códec, no verás la imagen. Sin embargo, no es una limitación real, sino un fallo -intencionado o no- de programación. Modificando el FourCC a “divx”, podrás incluirlo en Sony Vegas sin ningún problema.

En cualquier caso, la modificación del FourCC es una opción avanzada que no debería ser llevada a cabo salvo que se sepa lo que se está haciendo. Es preciso matizar también que cambiar el FourCC no es una “solución mágica”. Es decir, modificar el FourCC de un vídeo comprimido en Microsoft YUV por “divx” no hará que este archivo sea reproducible si no tienes  Microsoft YUV. Deberás instalar el códec correspondiente.

Cargando comentarios