WinX Video Converter: Convierte vídeos sin despeinarte

En más de una ocasión te habrás encontrado con un vídeo que se resiste a ser reproducido por tu lector de DVD, tu consola de videojuegos, tu ordenador o tu teléfono móvil. ¿Solución? Convertirlo a un formato compatible.

En Softonic puedes encontrar muchos conversores de vídeo, tanto de pago como gratuitos. A continuación te explicamos cómo sacarle provecho a uno de ellos, en este caso gratuito, WinX Video Converter.

1. Añadir a la lista

Elige qué vídeos deseas convertir. La ventaja de WinX Video Converter es que trabaja con uno o más vídeos a la vez. Así ahorrarás tiempo.

2. Selecciona el formato de salida

WinX Video Converter te da a escoger entre AVI, MPEG, MP4, WMV, MOV, FLV o MP3, por si deseas verlo en cualquier ordenador, subirlo a YouTube o simplemente quedarte con el sonido y la música del vídeo.

Cada pestaña tiene sus propias opciones. Básicamente formato de audio, calidad (cuántos más Kbps mejor se escuchará pero más espacio ocupará el archivo resultante), canales del audio y si deseas subir el volumen. Este último paso es muy útil para no tener que subir el volumen del televisor al máximo.

En cuanto a los retoques de vídeo, podrás escoger la calidad en Kbps (funciona igual que en el sonido, a un número más alto le corresponde más calidad pero también más espacio en disco), la resolución en ancho y alto, por si deseas verlo en panorámico y el codec a elegir.

3. ¡Start!

El botón mágico, Start. Una vez esté configurado, WinX Video Converter realizará la conversión. Opcionalmente puedes configurar para que se apague el ordenador cuando termine la tarea, o si lo prefieres, que se abra la carpeta donde se encuentran los vídeos.

4. Otras funciones

En ocasiones no te interesa transformar todo el vídeo, sino un fragmento solamente. Para ello debes ir a la ventana de vista previa, y marcar el punto de inicio y de final del fragmento elegido.

Otra función de WinX Video Converter consiste en capturar una imagen del vídeo con el botón situado debajo de la vista previa.

Conclusiones

WinX Video Converter apenas tiene secretos. Es fácil de usar, rápido, consigue buenos resultados sin apenas esfuerzo y es compatible con los formatos habituales.

Si bien la vista previa no permite ver el vídeo a pantalla completa ni se incluyen herramientas para retocar la imagen, WinX Video Converter es una buena opción si quieres convertir vídeos entre formatos sin complejas operaciones.

Enlaces de interés

Cargando comentarios