Llamadas VOIP, ¿te convienen?

Aunque no sepas muy bien qué es un programa VOIP, éstos se encuentran en todas partes, por ejemplo en Skype, Windows Live Messenger y Yahoo Messenger.

Son programas que permiten utilizar Internet para llamar por teléfono. Así de simple. En lugar de tener que depender de tecnología obsoleta para enrutar una llamada telefónica, la voz viaja por Internet la mayor parte del trayecto, utilizando la red telefónica únicamente en la fase final.

Resultan, por tanto, útiles para llamadas tradicionalmente caras -las internacionales- aunque también se les puede sacar buen partido utilizándolos dentro de tu propio país; en ese caso, el ahorro será bastante menor.

El ataque de los clones

Uno de los programas más famosos de comunicación VOIP -quizá por ser de los primeros- es VoipBuster. Su popularidad venía, en parte, de la posibilidad de hacer llamadas inferiores a un minuto de forma gratuita.

Por algún motivo, existe una lista casi interminable de clones de este programa. Lo podemos encontrar renombrado como VoipDiscount, VoipStunt, VoipCheap, FreeCall… y más. No hace falta ser ningún lince para ver que todos ellos son el mismo programa con distinta piel. De igual modo, las páginas web de todos ellos son prácticamente calcos y, por si aún quedara alguna duda, no hay más que ir al apartado “About us” para ver que todos ellos son de la misma empresa.

¿Por qué esta invasión de clones? Es difícil de decir, aunque presuponemos que se trata de una estrategia de marcas blancas para acaparar el mercado bajo distintos nombres. De ahora en adelante, para simplificar, nos referiremos a todos estos clones aglutinándolos bajo el apelativo VoipBuster.

En cualquier caso, si piensas utilizar uno de estos servicios, es muy importante que compruebes las páginas web de todos ellos, ya que, a pesar de ser clones, las tarifas varían de unos a otros, especialmente la lista de países a los que llamar “gratis”.

El precio

¿Estás interesado en utilizar servicios VOIP? Entonces será mejor que cojas una calculadora y hagas unas cuentas. Para empezar, comprueba qué precio pagas con tu operadora habitual (de móvil o línea fija), de modo que puedas calcular cuánto ahorrarías.

A continuación, llega la ardua tarea de comprobar las tarifas de los distintos servicios. En general, se puede decir que las tarifas de Skype  son ligeramente superiores a las de VoipBuster y compañía. Además, estos clones incorporan una lista de países a los que se puede llamar gratuitamente, por lo que si estás interesado en uno de dichos países, el ahorro será mucho mayor.

Las llamadas gratuitas tienen ciertas limitaciones, claro está. Para empezar, obtienes 60 minutos de llamadas gratis sólo por registrarte. Si recargas crédito (un mínimo de 10 euros) dispondrás de 120 días en los cuales tendrás 300 minutos por semana para llamar a los destinos gratuitos. Las condiciones pueden variar de clon a clon, por lo que es bastante recomendable fijarse bien en cuál te beneficia más.

Las tarifas del servicio de Nimbuzz (Nimbuzzout) son algo más caras que las de Skype en algunos destinos, y más baratas en otros. Así pues, una vez más os recomendamos echar un vistazo sobre cuál de estos servicios os ofrece la oferta más interesante y económica.

La calidad de la llamada

De nada te sirve pagar muy poco, si luego la calidad no te deja oír a tu interlocutor. No es ningún secreto que Skype ofrece mejor calidad de sonido, a la par que un mejor soporte.

Sin embargo, seamos realistas: los teléfonos nunca suenan bien del todo, por lo que la diferencia es apenas apreciable. Otra cosa es que la familia VoipBuster  pueda experimentar algo de retraso, pero esto no es común.

Llamadas desde cualquier lugar

Lo bueno que tiene Skype es que es un software tan conocido que lo encuentras en casi cualquier lugar. Lo tienes para Windows, Mac, Linux, iPhone, Windows Mobile, Nokia, PSP y móviles con soporte Java (casi todos). Y eso hablando del soporte oficial, pues muchas aplicaciones de terceros son capaces de conectarse al protocolo (que permitan llamar o no es otro tema)

En cuanto a Nimbuzz, lo tienes para dispositivos móviles, PC, Mac y entorno web, por lo que resulta bastante accesible igualmente.

Si contratas una cuenta en VoipBuster, no te la podrás llevar contigo con tanta facilidad. Aun así, podrás utilizar tu cuenta SIP en cualquier programa compatible, por lo que sólo deberás buscar un programa para ello. Además, puedes llamar a teléfonos locales (no disponibles en todos los países) que después conectan con tu destino a precio de llamada local.

El software

Si hablamos estrictamente del software utilizado en cada caso, Skype vuelve a estar en cabeza. Es un completo programa de videoconferencia que también permite chatear, enviar archivos, compartir la pantalla… La interfaz es clara y amigable, con un buen número de opciones.

VoipBuster es mucho más sencillo. Las opciones son muy escasas y la interfaz, aunque simple (el programa no tiene demasiadas opciones), no es demasiado amigable. Además, la funcionalidad de chat es prácticamente testimonial, ya que usa red propia y sólo envía texto plano.

Nimbuzz es un buen programa de mensajería multi-red, y en cuanto a sus funcionalidades VOIP no se le puede reprochar mucho tampoco. Su andadura en los equipos de sobremesa es reciente, por lo que todavía recuerda -quizá demasiado- a la versión móvil en cuanto a austeridad, pero aún así es muy funcional.

QuteCom (antes WengoPhone) no tiene servicio VOIP propio, por lo que necesitas utilizar cuentas SIP de terceros.  Te permite añadir contactos desde MSN, AIM, ICQ, Yahoo, Jabber y Google Talk. No es que sea la panacea de los programas VOIP, pero sí que es más completo que VoipBuster (y puedes utilizar sus cuentas SIP en él).

Conclusiones

Quizá hayas echado en falta el servicio Gizmo5. La razón es sencilla: tras haber sido comprado por Google por 30 millones de dólares, su futuro está en el aire hasta que Google acabe de darle forma al nuevo servicio, que seguramente dará que hablar (literalmente).

Entre tanto, tenemos que conformarnos con lo que tenemos. El punto principal a la hora de elegir un proveedor VOIP va a ser las tarifas, que dependerán de a qué destinos vayas a llamar. Es probable que VoipBuster te ofrezca las mejores tarifas (especialmente si tu destino está entre los países a los que se puede llamar gratis) y, si bien el programa de fábrica tiene varias carencias, nada te impide usar tu cuenta en otro programa más capaz como Nimbuzz o Qutecom.

Si el precio no lo es todo, la elección debería ser Skype. El cliente de Skype es suficientemente robusto y su servicio está suficientemente extendido para que la experiencia sea satisfactoria. Además, el respaldo en cuanto a soporte técnico que Skype te puede dar no lo encontrarás en ninguna de las alternativas.

Cargando comentarios