Estos son los 10 errores terribles que cometes cuando intentas ligar online

¿Así que llevas un tiempo buscando pareja online pero casi nadie responde a tus mensajes iniciales o las parejas potenciales de repente dejan de hablarte al cabo de un tiempo? Siento decirte que algo estás haciendo muy mal. Pero no te preocupes ya que he recopilado los errores más comunes en el mundo del cortejo online para que tomes nota, mejores y en menos que canta un gallo tengas la agenda a rebosar de citas.

1. Alargas el flirteo durante meses y meses

No te estoy diciendo que a los cinco segundos le pidas quedar e ir al cine pero por el amor de Dios no alargues los chats y los correos electrónicos durante meses y meses. Si llevas una semana chateando con tu love interest y ves que te hace tilín, entonces llegó el momento de que os veáis cara a casa. Sé que te da miedo el rechazo pero alargar esta situación es contraproducente en un montón de sentidos.

Por ejemplo, cuantos más meses aguardes a pedirle quedar, mayor será la idealización que te formes de su personalidad y mayores serán las posibilidades de que esa idealización no tenga NADA que ver con su auténtica personalidad.

1

Otro ejemplo: espera demasiado a dar el paso y la chispa se apagará. Pasareis a ser amigos y conocidos con lo cual alguno de los dos (o los dos) se preguntará “¿Si ya lo tengo de amigo, ¿para qué lo quiero de pareja?”.

Entre tres días y una semana: ese es el tiempo ideal para pedir a alguien quedar para conoceros. Si temes el rechazo piensa lo siguiente: ¿qué es mejor, que te rechacen a los 3 días o que te rechacen tras invertir cinco meses de tiempo? Lo primero, ¿verdad?

2. Dedicas cinco segundos a observar el perfil de una persona

Dedicarle más de cinco segundos a un perfil te ahorrará semanas de tiempo. La clave consiste en leer entre líneas para darte cuenta de si la persona detrás de este perfil te puede interesar o no.

En mi caso personal cuando rondaba por Meetic y compañía en busca de partenaire sentimental, rechazaba todo perfil que o bien no tuviera descripción o dicha descripción ocupase menos de 4 líneas. Me gusta la gente que discurre y de cierto nivel intelectual; para mí las típicas frases de “soy muy amiga de mis amigas” o “jajaja pues quién quiera conocerme que me pregunta” ya me adelanta que no tendrá conversaciones estimulantes.

Más pistas. Desconfía si una persona escribe en su perfil cosas como “soy feliz tal y como estoy y no necesito a nadie”. Si eres feliz en tu situación actual, ¿se puede saber qué haces buscando pareja? Es fácil deducir rasgos de la persona si lees atentamente el perfil.

3. Te has puesto en el perfil la primera imagen que has encontrado

… o bien has puesto la mejor imagen que tienes. Ambas opciones te destinan al fracaso.

¿Te desconcierta que te desaconseje poner tu mejor foto? A la gente le da repelús ver fotos en las que, mira tú por dónde, la persona sale con una dentadura perfecta ante un rayo de sol perfecto. Queremos salir con gente normal, no con dioses o con personas que temen mostrar sus imperfecciones. Por eso te aconsejo que te guardes lo mejor que tienes para ti mismo.

Aquí tienes ocho tipos de fotos que te ayudarán a llamar la atención del personal:

Foto en la que apareces haciendo algo que te encanta: la gente te verá radiante al estar en tu entorno y de paso conocerán tus interés

Foto en la que no apareces solo: el exceso de selfies tan solo indica que eres una alma solitaria. No quieres dar a entender eso

2-1

Foto en la que apareces con la familia: nos gusta saber que nuestra posible pareja se lleva bien con sus padres, con sus hermanos… Significa que pueden haber traumas pero que al menos ya se han superado.

Foto en la que apareces con tus mascotas: los gatos y los perros triunfan en Facebook por una razón, ¿sabes?

Foto en la que apareces de cuerpo entero: así demostrarás que no tienes nada que ocultar. Y si alguien te rechaza por tu físico significa que no merece la pena tu atención.

Fotos que te realzan: evita fotografías en la que aparezcas muy borracho o poniendo caras feas.

Fotos en las que apareces radiante de felicidad: la era de los emos ya ha pasado. Por suerte.

Fotos recientes: ¿verdad que no te hace gracia presentarte a una cita y descubrir que la persona tiene 4 años más que en sus fotos de perfil?

4. Buscas el amor en los lugares equivocados

¿Llevas meses intentando encontrar a alguien con quien hablar sobre Kafka en Badoo? Si lo consigues tienes todo mi respeto y admiración ya que la audiencia de Badoo suele estar formada por jovencitos con más ganas de quitarse la camisa y de escribir en formato “ola ke ase” en lugar de simplemente charlar y/o filosofa.

Cada servicio de citas online, cada chat, cada foro, cada red social… cada lugar online en el que busques pareja tiene una audiencia más concreta de lo que crees. La clave consiste en buscar pareja en el lugar más afín tanto a lo que estás buscando (¿un rollete? ¿solo amistad y ya veremos? ¿tres rolletes simultáneos?) como a tu forma de ser.

Por ejemplo, si buscas a alguien que le gusten los videojuegos, quizás llegara un punto en el que tendrás más posibilidades apuntándote a un grupo en Facebook con gamers y comparte tus gustos hasta que empieces a conocer a gente que te caiga bien. No te quedes estancado en lugares creados expresamente para buscar pareja; puedes encontrar a la persona adecuada en cualquier lugar.

5. Te limitas a escribir un “Hola” en tu primer mensaje

Acabas de ver un perfil interesante o bien un nick atractivo en el chat y quieres llamar la atención de la persona que se esconde detrás. ¿Cuál es tu táctica? Enviarle un “hola” o un mensaje que se nota a la legua que es un copy/paste. ¿Te sorprende que casi nunca recibas respuesta? ¿Responderías tú a un burdo copy/paste?

Escribe un mensaje original. “Es que me da mucha pereza”, quizás estés pensando. Si ya te fastidia dedicarle tiempo a un mensaje, ¿te imaginas lo que te fastidiará dedicarle tiempo a madurar esa posible relación? Un posible bufido inicial ante un mínimo esfuerzo ya te indica que tu interés real hacia esa persona es menor del que crees.

Crowd of faces on discs, a woman being lifted out

Dicho esto. ¿Cómo escribes un mensaje original? Es tan sencillo como releer el perfil de la persona en busca de algún dato que genuinamente te llame la atención. ¿Os gusta el mismo escritor de ficción y eso te emociona? Díselo y pregúntale por sus obras favoritas. ¿Trabaja en un sector profesional que siempre te ha interesado? Pídele más información. Muestra un interés genuino hacia su existencia y eso os demostrará, tanto a ti como a esa persona, que entre vosotros puede haber feeling.

Además, a todos nos encanta hablar de nosotros mismos. Si le cedes el protagonismo, existen muchas posibilidades de que te responda y que hayas ganado puntos durante el proceso.

6. Te enamoras de un perfil en lugar de una persona

¿Te conoces el perfil del chico o de la chica con la que llevas un par de semanas chateando? ¿Has memorizado todas las pecas que aparecen en sus fotos? Felicidades: te has enamorado de un perfil y de poco te va a servir.

No recomiendo que deduzcas la personalidad de tu love interest a partir de la foto en la que achucha a su perro, a su abuela y a un mendigo (los tres a la vez). Obsesiónate con el perfil y al final te auto engañarás. En el caso de la foto de ejemplo, creerás que la persona en cuestión es súper cariñosa, amiga de los animales y una luchadora de las causas sociales. Luego quedareis y descubrirás que a veces tiene días de cabreo injustificado, es alérgica a los gatos y que rechazara al mendigo que vendrá a pediros dinero. El chasco que te llevarás será enorme.

El perfil es tu puerta de entrada a la persona que te interesa y el lugar en el que encontrarás información vital pero nada más. No te enamores de lo que veas o leas allí: espera a conocer a la persona que lo ha creado.

7. Te crees todo lo que te dicen

No creas las frases al estilo “Tengo un gran sentido del humor” o “Soy optimista”. O bien te están mintiendo para ocultar sus imperfecciones (fruto de la intolerancia que reina en el mundo online) o bien esta persona no es consciente de cómo es realmente. Tenemos una auto-percepción terrible por norma general.

Profile of a senior woman blowing a kiss through a computer monitor to her groom

Confía en tu intuición y en los actos de la otra persona en lugar de lo que te dicen y te evitarás decepciones. Volvamos al tema del sentido del humor. Si estás buscando a alguien que te haga reír, fíjate en si dicha persona se esmera en robarte una sonrisa digital o bien siempre está de mal humor pese a que inicialmente se presentó como “alguien que sabe reirse en el momento adecuado”.

8. Vives en el mundo del “no”

Este es posiblemente el error más grave que puedes cometer cuando vas en busca del amor: tener las expectativas tan elevadas que niegas cualquier persona que se te acerque porque no cumple tus baremos. Es fácil saber si tienes este problema: ¿te pasas horas bajando por la lista de sugerencias del servicio de citas murmurando “no”, “no”, no” sin entrar siquiera en el perfil? Si es así llega el momento de que bajes el listón.

No hagas una lista de “Imperfecciones que no pienso tolerar en mi pareja”; haz una lista de “Imperfecciones que quiero que tenga mi pareja”.

Este consejo también es válido en la fase de cortejo. Si mantienes una actitud fatalista, ahuyentarás a tu posible pareja. “Todas las tías son raras”, me encontré a mí mismo pensando en una épica en la que buscaba novia. “Así que seguro que esta chica es rara”. Y esperaba con la tensión a flor de piel al comentario que me hiciera saltar y decir “¡ahá! ¡eres rara! ¡eliminada de la lista!”.

Ten una actitud positiva y atraerás lo positivo. Ten una actitud negativa y atraerás a Aníbal Lecter.

9. No piensas en el largo plazo

Sí, tu love interest es muy mono o muy mona, siempre te hace reír y no le molesta que adores los gatos pero, ¿has pensado en el largo plazo? ¿Has considerado si estáis destinados a durar lo suficiente? No te preocupes, te echo una mano: según cuatro matemáticos de Harvard que han estudiado OkCupid, tan solo necesitas realizar tres preguntas para saber si durareis mucho o la cosa terminará antes que este artículo.

Las tres preguntas son:

¿Te gustan las películas de terror?

¿Has viajado alguna vez solo o sola a otro país?

¿Crees que sería divertido dejarlo todo e irte a vivir a un barco?

Si coincidís con las respuestas (aquí no hay respuestas correctas), todo indica a que la relación funcionará en el largo plazo.

10. No buscas pareja en un sitio offline llamado Realidad

Las estadísticas muestran que 1 de cada 4 relaciones actuales empiezan online. Eso significa que cada vez es más probable encontrar a tu media naranja en tu pantalla del ordenador. Pero también significa que 3 de cada 4 relaciones actuales empiezan fuera de sus monitores y se han conocido en ese lugar offline llamado Realidad.

Autumn leafs, notebook and coffee cup on wooden table.

¿Quieres ampliar tus posibilidades de ligar? Sincérate con tus amistades. Diles que estás buscando pareja y pregúntales si conocen a gente soltera que podrían ser compatible contigo. Pero no te quedes en ese punto.

Sal afuera y haz lo que te gusta. ¿Adoras el deporte? Ve al gimnasio. ¿Te gusta la naturaleza? Pasea por el parque. ¿Prefieres leer? La biblioteca te aguarda. No solo encontrarás personas en todos estos lugares sino que además serán personas con las que compartes aficiones; tienes más posibilidad de conectar con alguien que realiza actividades similares a las tuyas que con una persona aleatoria que has conocido en un chat.

Cubre el mundo offline y el mundo online y te garantizo que si no encuentras pareja es porque eres el único superviviente de un apocalipsis de tiburones-zombies.

Cargando comentarios