Por qué los niños no deberían usar smartphones y tablets antes de los 12 años de edad

¿Les permites a tus hijos  pequeños o a otros niños tener acceso a smartphones o tabletas? Deberías saber que esto puede llevar a una serie de problemas en su desarrollo. Dos institutos importantes de Norteamérica, la Asociación Canadiense de Pediatría y la Academia Americana de Pediatría, han realizado diferentes estudios muy completos acerca del tema.  

La conclusión a la que han llegado es interesante. De acuerdo a los expertos, hay varios problemas generados por dispositivos electrónicos en niños de hasta 12 años. ¿Tienes curiosidad por conocer cuáles son? Sigue leyendo este artículo para saber exactamente de qué manera el uso de smartphones y tablets puede ser nocivo para los niños.

30170343891594

1.- Problemas con el desarrollo cerebral

Los cerebros de los bebés crecen muy rápidamente en los primeros años de vida. Cuando cumple los dos años, el cerebro de un niño se ha triplicado en tamaño. En este período, la estimulación ambiental o la falta de la misma son sumamente importantes para determinar cómo de eficiente será el desarrollo cerebral. Algunos estudios muestran que la sobreexposición a dispositivos electrónicos puede ser nociva y causar déficit de atención, retrasos cognitivos, trastornos de aprendizaje, impulsividad incrementada y una habilidad disminuida para regular las propias emociones.

2.- Obesidad

Debes haber oído más de una vez algo similar a esto: “los niños del siglo XXI son parte de la primera generación de personas que no vivirán más que sus propios padres”. Uno de los grandes motivos de esto es la obesidad, la cual puede ser vinculada al uso excesivo de aparatos electrónicos. Se estima que niños con dispositivos en sus propias habitaciones tienen 30% más de probabilidad de ser obesos.

3.- Problemas con el sueño

El uso constante de dispositivos puede generar dependencia en diferentes grados. Uno de los problemas relacionados a esto es el hecho de que muchos niños dejan de dormir para jugar, navegar en internet o conversar usando sus dispositivos. Además de las consecuencias psicológicas causadas, también es necesario recordar que la falta de sueño nocturno puede generar serios problemas en el crecimiento.

4.- Problemas emocionales

Hay estudios hechos en varios lugares del mundo que vinculan el uso excesivo de tecnología con una variedad de trastornos emocionales. Entre los más citados están la “depresión infantil, ansiedad, autismo, trastorno bipolar, psicosis y problemas en el comportamiento.  Los niños tienden a repetir el comportamiento de adultos y los personajes a quienes consideran sus referentes. Por ende, la exposición a juegos y películas con violencia excesiva puede causar problemas de agresividad en niños de hasta 12 años.

30172202716664

5.- Demencia digital

Los psicólogos y pediatras de estos institutos han mencionado esto: “Los contenidos multimedia a alta velocidad pueden contribuir al incremento del déficit de atención”. Además, la exposición a estos contenidos puede causar problemas con la concentración y la memoria. El motivo sería la reducción de bandas neuronales en la corteza frontal.  

6.- Emisión de radiaciones

La discusión acerca de la relación entre teléfonos móviles y el cáncer cerebral aún es controvertida y poco conclusiva. De todos modos, hay algo en que los científicos están de acuerdo: los niños son más sensibles a agentes radioactivos que los adultos. Debido a esto, investigadores canadienses creen que la radiación de los teléfonos móviles debe ser considerada “probablemente cancerígena” en niños.  

30172253245666

…..

Más allá de cuánto culpen los médicos norteamericanos a los teléfonos móviles y a las tabletas por un rango de problemas infantiles, es necesario ser consciente del uso de estos dispositivos. Si bien el uso de los aparatos electrónicos en la educación puede ser un medio, siempre hay que evitar los excesos y la sobreexposición a contenidos agresivos.  

Adaptación de un artículo original en portugués publicado en Tecmundo.

Cargando comentarios